COOPERATIVAS AGROALIMENTARIAS DE ESPAÑA CELEBRA SU ASAMBLEA GENERAL POR MEDIOS TELEMÁTICOS

Cooperativas Agro-alimentarias de España celebró el pasado 1 de octubre de 2020 su Asamblea General Ordinaria de forma telemática, en la que, entre otros acuerdos, Ángel Villafranca Lara ha sido reelegido por unanimidad presidente. También han sido reelegidos los miembros que conforman la presidencia, Juan Rafael Leal, vicepresidente primero, Cirilo Arnandis, vicepresidente segundo, Jerónima Bonafé, secretaria y José Montes, vicesecretario.

En el acto de clausura, de carácter público, y que contó con la participación del Ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, se entregaron los Premios Cooperativas Agro-alimentarias de España 2020, que recayeron en las cooperativas OLEOESTEPA de Estepa, Sevilla (categoría Cooperativa del Año), la Cooperativa de Viver de Castellón (categoría Desarrollo Rural), COLIVAL de Valdepeñas, Ciudad Real (Igualdad de Oportunidades) y Latxa Esnea de Idiazabal, Guipúzcoa (Innovación).

Dossier de Prensa: Cooperativas ganadores en los Premios Cooperativas Agro-alimentarias de España 2020

El presidente de Cooperativas Agro-alimentarias de España, Ángel Villafranca, destacó en su discurso que “las cooperativas no son el problema del sector, son la mejor solución para la defensa de la renta de los agricultores y ganaderos. Incluso las cooperativas más modestas aportan más valor añadido a sus socios que lo que pueden encontrar fuera de ellas, si no, no permanecerían”.

Villafranca señaló que el sector agrario, productor de alimentos, vive del mercado que retribuye los productos en función de la oferta y la demanda. Para alcanzar una mayor retribución, que es el objetivo de las cooperativas, se necesita más dimensión, avanzar en la cadena de valor, innovar, más internacionalización, etc. Además, reiteró que por mucho que nos organicemos las cooperativas, difícilmente vamos a poder alterar la ley de la oferta y la demanda y, en consecuencia, el precio, menos aún en mercados globalizados.

 

Por su parte, el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, que felicitó a las cooperativas premiadas, subrayó la gran fuerza del movimiento cooperativo agroalimentario en España, con una facturación que representa más del 60% de la producción final agraria y casi el 30% del valor de las ventas netas de la industria alimentaria. Además, España es el segundo país de la Unión Europea (UE) en número de cooperativas agroalimentarias, después de Italia. Tienen asimismo un importante componente social, ya que integran a cerca de 1,1 millón de asociados radicados fundamentalmente en entornos rurales.

Planas, que como se ve en la imagen inferior estaba acompañado por parte de su equipo, aseguró que las cooperativas forman parte del futuro de la agroalimentación española y, para eso, necesitamos cooperativas del siglo XXI, animándolas  a seguir ganando en dimensión, digitalización y diferenciación. Para ello, es necesario fomentar la formación de calidad de sus dirigentes, técnicos y socios/as, donde resulta fundamental incrementar la presencia de las mujeres. Para el ministro, las cooperativas serán mejores si están dirigidas por las mejores.